Gobernación del Magdalena contribuye con acción popular para solucionar erosión fluvial en vía nacional Salamina – El Piñón

La Gobernación logró que el Tribunal Administrativo del Magdalena aceptara la solicitud de incluirla como coadyuvante y a todos los municipios ribereños en la margen derecha del río Magdalena como sujetos procesales en la acción popular interpuesta por un particular debido al riesgo en que se encuentran miles de personas y hectáreas de cultivos por la erosión fluvial en la vía nacional Salamina – El Piñón.

La solicitud fue hecha durante la inspección judicial realizada este jueves en la vía Salamina – El Piñón, a la que asistieron el secretario de Infraestructura Departamental, Rafael Martínez; el jefe de la oficina asesora jurídica, Crispín Pavajeau; y el jefe de la oficina para la Gestión del Riesgo de Desastres, Jaime Avendaño.

La administración departamental además pidió vincular al proceso al Ministerio de Hacienda con el propósito de que se destinen recursos del Gobierno Nacional para atender de manera integral esta problemática que afecta al sector comprendido entre los kilómetros 2.0 y 2.4 de la mencionada vía. Estas solicitudes también fueron bien recibidas por el representante de la Procuraduría General de la Nación que estuvo en la diligencia.

“Se requiere la intervención del Gobierno Nacional con los recursos necesarios para una solución definitiva a esta problemática que afecta el bienestar y la competitividad de este sector del Magdalena”, dijo el secretario de Infraestructura, Rafael Martínez.

La Gobernación convocó al Consejo Departamental de Gestión del Riesgo y se decidió prorrogar hasta el 30 de diciembre y ampliar a todo el departamento la declaratoria de calamidad pública por las afectaciones causadas por la erosión fluvial en Salamina y otros municipios ribereños y el alto riesgo de inundaciones ante las probabilidades de ocurrencia del fenómeno de la Niña.

Igualmente, bajo los principios de subsidiaridad y concurrencia, ha coordinado un plan de acción específico con la Corporación Autónoma Regional del Río Grande de la Magdalena (Cormagdalena), el Instituto Nacional de Vías (Invías), la Unidad Nacional para la Gestión del Riesgo de Desastres y las Alcaldías de Salamina y El Piñón con el objetivo de mitigar el proceso erosivo en esta vía nacional.

Previous Article
Next Article

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

#siqueremospodemos

A %d blogueros les gusta esto: